miércoles, 25 de noviembre de 2015

De camino en el tren...


Serán las 12:30 aproximadamente,  y está llegando a la parada de Pinto. Igual que la gente baja, la gente sube...entre  esa gente que sube... hay un grupo  de chavales con una chica que empiezan a reírse. Estando de pie miran... la miran y deciden sentarse... al sentarse... un enfrente de ella,  otros a su izquierda,  a su derecha... ¡¡ Madre mía !!qué agobio, la  han rodeado en un momento,  espera que se bajen en la próxima parada, o muy pronto... 

No sabe porqué,  pero uno de ellos se pone a mirarla, ella le ignora ( como si la cosa no fuese con ella) pero sigue y al final le mira, la está imitando y riéndose  (se achina los ojos y le hace caras ) pero Jade sigo como si nada, como si no le afectase (aunque está viendo la ansiedad a punto de reventar ) entonces sigue con su lectura  ( El mundo Amarillo,  de Albert Espinosa, un tema del que hablaráen otro momento ) 


¿ Pero...? ¿ Qué pasa ahora..? Otros chicos empiezan a imitar a Ninjas, peleas  tipo de Artes marciales, con sonidos  y ematopellas que suelen decir los asiáticos... lo dicen a gritos, para llamar la atención,  para llamarla la atención... Entonces... la ansiedad  va aumentando por momentos,  el tiempo se le hace eterno... empieza a tener dolores de cabeza, mareos,  se la cierran los ojos de cansancio... tiene unas ganas de llorar... de decirles que qué les pasa... pero prefiere ignorarles y aguantar  lo que pueda hasta llegar a Aranjuez. Mantenerse al margen de todo y aguantar.

Llegamos a Valdemoro y no se bajan... a Ciempozuelos y tampoco, la pobre quiere  gritar,  llorar,  tirarse de los pelos... no se bajan... al ver que esos chicos no se bajan... que se bajan en Aranjuez como ella... quiso morirse... Se contracturó por completo, se le revolvió el estómago,  el nudo de la garganta  cada vez la dejaba menos oxígeno y le costaba  respirar.... le tiembla el cuerpo, el pulso ... No sé si aguantaría... espero que sí, y así lo hizo.

Siguen  burlándose de ella... escucha frases y palabras con un tono insultante... carcajadas constantes... dedos que la señalan... No puede... no aguanta,  demasiada tensión.... tiene ya los ojos vidriosos... pero no les da el gusto de que la vean llorar... 

¿Y... ahora? Qué  hace ese chico dirigiéndose a mí?(Se pregunta) Se pone a hacer el gamberro delante suya,  de tal manera que casi le tira el libro y los demás  se ríen... cierra los ojos un instante y agacha la cabeza, no deja ver su cara de angustia  y se encoge haciendo que coge algo de su bolsa... por si acaso le hacen alguna foto (la chica tenía un móvil  en la mano y la postura  era casi  segura de que me estaba fotografiando...)

Llegamos a Aranjuez,  por fin!! Se va a poner el abrigo, y todos los ojos de los chavales van hacia Jade, la observan cómo  guarda el libro y cómo se pone  el abrigo, y también cómo  se levanta  y se va a una  puerta en otro vagón... y para colmo... ellos van a la misma puerta del mismo vagón... al abrir las puerta la empujan hacia atrás  saliendo  ellos primero... qué  remedio... sale ella después, detrás,  y lo más rápido posible se dirige a las escaleras, los consigue pasar y va a toda mecha. Al llegar  a las puertas correderas de la estación  saca (o al menos intenta ) la tarjeta-bono, le temblaba tanto  el pulso y a penas podía respirar... hiperventilando llegó  al autobús, el L4. 
Una vez deja su bolsa en el suelo  entre sus piernas,  se calma un poco,  pero dura poco... porque aparecen por la cristalera  y ve cómo se suben... ¡¡NO!! El grupito de chavales sube al autobús y ... habiendo sitios y asientos libres... otra vez... la vuelven a rodear... (ahora sí  o sí  entra en crisis... ojos vidriosos,  ahogo...)
Le tiembla la mandíbula,  no puede respirar,  se destempla y con las manos heladas...mira a través  del reflejo del cristal, y  ve que la siguen mirando, se vuelven  a reír  en cuanto  se gira mientras la miran... 
¡¡Bien!! Sí,  su parada, se bajo ansiosamente  (sin que se le note que tenía ganas de bajarse por estar incómoda )
Al pasar por delante de unos... uno se achina los ojos, y el otro de despide con la mano y sonriendo.  No se giró  en ningún momento,  pero  ganas la quedaron...

Se sentía  al bajar y ver que el autobús ya desaparecía... una cosa insignificante,  vulnerable. .. que no valía nada. .. no se podía  sostener de pie... las piernas le temblaban,  hiperventilaba... indefensa utilizó las pocas fuerzas que le quedaban para llegar al baño  de la universidad y así  encerrarse... solo quería  morir,  desaparecer... se desahogó en el baño hablando con una amiga por whatsapp,  porque perdió el habla.... luego estuvo de plof y de bajón  todo el día... y ya habló con su madre  (cuando ya pudo hablar de aquella manera ) La madre era la primera en enterarse de la noticia en cuando recuperó la voz, lloró, lloró mucho de la impotencia, y luego, después de hablar con ella y de calmarse un poco, se lo contó a las Gatitas, y se vio apoyada, vio que no estaba sola, que estaba rodeada de amigas que estaban a su lado animándola y dándole cariño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario